¿Tendré que instalar el dispositivo que bloquea el encendido por DWI en Texas?

¿Tendré que instalar el dispositivo que bloquea el encendido por DWI en Texas?

Si ha sido acusado de conducir bajo los efectos del alcohol o drogas (DWI, en inglés) en Texas, entonces tiene mucho de qué preocuparse. Además de recibir multas considerables, suspensión de su licencia de conducir y la posibilidad de pasar algún tiempo encarcelado, podría pedírsele que instale un dispositivo de bloqueo del encendido de su vehículo, el cual resultaría humillante e incómodo. Nuestro bufete de abogados está aquí para ayudarlo a defenderse de esos cargos. Siga leyendo y hable con uno de nuestros abogados con vasta experiencia en derecho penal (criminal) en Texas para conocer más sobre el dispositivo de bloqueo de encendido y las posibles multas y castigos que podría enfrentar por haber sido acusado de DWI. Le informaremos sobre cómo defenderse de esas sanciones. He aquí algunas respuestas a las interrogantes que quizás se esté formulando:

¿Cómo saber si deberá instalar un dispositivo de bloqueo del encendido de su coche por DWI?

Si ya ha recibido una condena por DWI en Texas, significa que fue detenido y arrestado por tener un nivel de alcohol en la sangre mayor al permitido (.08% o más), o porque se opuso a tomar la prueba de alcoholemia. Dicho esto, si fue arrestado por tener .015% o más de alcohol en la sangre, tendrá que instalar el dispositivo de bloqueo de encendido de su coche por un periodo de tiempo, aún cuando haya sido la primera infracción de este tipo.

¿Qué otras sanciones usted enfrentaría por DWI en Texas?

Si ha sido acusado y condenado por DWI en Texas, podría enfrentar una amplia variedad de sanciones adicionales, tomando en cuenta que las consecuencias que le esperan dependen mayormente de la cantidad de alcohol que se le encontró en la sangre y si se trata de su primera infracción o si es reincidente por segunda o tercera ocasión. Las consecuencias de tener un DWI en Texas son las siguientes:

  • Primera ofensa: Se trata de un delito menor con una posible multa de $2,000 (dos mil dólares) pero de hasta $4,000 (cuatro mil dólares) si es que el nivel de alcohol encontrado en su sangre fue de .15% o mayor y hasta 180 días de cárcel (o hasta un año detenido si fue arrestado con .15% de alcohol en la sangre o más), un año de suspensión de su licencia de conducir, una multa anual por tres años, además del uso del dispositivo de bloqueo del encendido del vehículo en más de la mitad del periodo que estará bajo observación.
  • Segunda ofensa: Se trata de un delito menor el cual tiene hasta un año de cárcel y una posible multa de $4,000 (cuatro mil dólares), suspensión de su licencia de conducir por hasta 2 (dos) años, una multa anual por tres años, además del uso del dispositivo de bloqueo del encendido del vehículo en más de la mitad del periodo que estará bajo observación.
  • Tercera ofensa: Se trata de un delito mayor o agravado, por el cual podría enfrentar hasta 10 años de cárcel, una posible multa de $10,000 (diez mil dólares), suspensión de su licencia de conducir por hasta 2 (dos) años, una multa anual por tres años, además del uso del dispositivo de bloqueo del encendido del vehículo en más de la mitad del periodo que estará bajo observación.

COMUNÍQUESE CON NUESTRA FIRMA DE ABOGADOS CON EXPERIENCIA EN HOUSTON

Entendemos cuán desafiantes puede resultar enfrentarse a varios asuntos legales, por eso nos hemos dedicado a ayudar a los clientes en Texas a través de diferentes ramas de la ley, incluidas la ley de lesiones personales y la defensa penal. Si ha sufrido una lesión grave o enfrenta cargos penales, comuníquese con el Grupo Legal González para obtener más información sobre cómo podemos ayudarlo en cada paso del proceso legal que se avecina.

Read Our Latest Articles

Read More Articles